Saltar al contenido

Peces Cometa

27 octubre, 2018
Pez Cometa

Los peces cometa son una especie también conocida como pez dorado o carpín dorado, mientras que su nombre científico es Carassius auratus, siendo familia de la especie Cyprinidae.

Los peces cometa son omnívoros y se consideran una especie pequeña entre los peces de agua fría para acuarios. Su color predominante es el dorado con tonalidades negras, blancas, naranja y rojas.  Los peces cometa son uno de los favoritos de las personas aficionadas a la acuariofilia, sobretodo para los niños, debido a su fantástico color dorado.

A pesar de su popularidad entre las personas y ser uno de los preferidos para tener en acuarios caseros, no corre riesgo alguno en cuanto a su extinción. Es  totalmente seguro poder llevar uno de estos amiguitos a casa sin causar problemas al medio ambiente y a su preservación, siempre y cuando le demos los cuidados necesarios.

Características más importantes de los peces cometa

Los peces cometa tienen muchas características. Dentro de las principales conseguimos su notable color dorado, siendo la característica por el cual este pez es tan popular. En cuanto a su tamaño no suelen medir no más de 10 centímetros y no son agresivos, pudiendo convivir con otros peces sin problema alguno.

Cuenta con dos aletas pectorales y dos ventrales, contando además con una aleta anal de tamaño relativamente regular, aunque ancha. Cabe destacar que su color predominará por todo su cuerpo uniformemente, aunque si tiene una buena o mala alimentación su color podría variar.

Alimentación de peces cometa

alimento-para-peces-pellets

Hay que tener en cuenta que la alimentación de los peces cometa en el mar no es igual que la que reciben en los acuarios, debido a que cautiverio somos nosotros quienes controlamos lo que le damos de comer. Hay que tener mucho cuidado con las cantidades de alimento que se les proporciona, ya que esta especie no tiene control de las cantidades de comida que ingiere, por lo que suele enfermar al ingerir grandes cantidades de alimento, incluso a veces pueden alcanzar la muerte por este motivo.

Una de las recomendaciones para alimentarlo de manera correcta es observar la cantidad de comida que es capaz de ingerir durante tres minutos. Al pasar los tres minutos solo deberás repetir esta misma porción dos veces a la semana. Si llegaras a observar que no le presta tanto entusiasmo a la comida, puedes complementar con algas o vegetales simulando el hábitat natural.

Reproducción de peces cometa

Reproducción peces cometa
CC BY-SA 3.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=327382

Los peces cometa no requieren de muchas exigencias para sentirse a gusto a la hora de reproducirse, ya que con una alimentación saludable y un agua preparada para sus necesidades de vida, es suficiente para que tengan una buena reproducción. Presentando una madurez asexual aproximadamente al año de vida y en algunos casos dos.

El momento en que este pez se reproduce en su hábitat natural es en primavera por el aumento de la temperatura del agua. Si tienes uno en casa y quieres incentivarlo a la reproducción sólo basta con subirle de manera moderada la temperatura al agua, recordando que son ovíparos y su medio de reproducción es por medio de huevos.

Cuidados necesarios del acuario con peces cometa

Acuario peces

Esta especie es conocida por adaptarse muy bien a las condiciones de cautiverio. Sin embargo, hay puntos que debes conocer para garantizar una vida óptima a esta mascota para que dure muchos años con total plenitud. Entre los cuidados principales destaca que la pecera deberá tener una bomba de oxígeno. De lo contrario, podría morir muy rápido.

La temperatura ideal es de 16°C, mientras que su temperamento le permite convivir con otros peces de agua dulce y con otros de su misma especie. Sin embargo, no es recomendable colocarlo  con muchos peces en la misma pecera, pudiendo bajar su calidad de vida.

Si quieres una mascota los peces cometa son una gran opción, ya que no requieren de muchos cuidados. Son sumamente básicos con una alimentación dos veces a la semana. Con una temperatura de agua adecuada y un buen espacio para nadar tendrás un pez feliz en casa por mucho tiempo.